Un año más, la fundación Muslim Relief tiene el honor de compartir con todos ustedes la felicidad y la hermandad que impregna el ambiente de este día, un día caracterizado por la alegría, la esperanza y los buenos deseos; Es por ello que os mandamos buenos deseos, deseos de que para el próximo eid, la pobreza haya pasado a un segundo plano mediante el trabajo de cada uno de nosotros; deseos de que nuestros actos sean capaces de empapar cada rincón del mundo de paz y felicidad, que sean capaces de favorecer el desarrollo de los pueblos y de suprimir las injusticias. Estos deseos, aunque sean utópicos por una parte, son necesarios, para seguir creyendo que juntos cambiaremos el rumbo de la humanidad hacia un futuro mejor.

Y qué mejor día que este, para dar la cara por lo más desfavorecidos, dedicándoles nuestra zakat al fitr, a los huérfanos de gaza, a los niños refugiados de los campamentos de Libano, que obligados a alejarse de su hogar y de sus familiares, también se ven obligados a olvidar el sentimiento de entusiasmo que alberga este día. Dijo el profeta Muhammad S.W.S: “Ninguno de vosotros creerá

[verdaderamente] hasta que quiera para su hermano lo que desea para sí mismo.” Sed de quienes quieren para sus hermanos lo mismo que quieren para sí mismos, sed de quienes no olvidan a los más desdichados y de quienes siempre comparten su felicidad.

Gracias por formar parte de Muslim relief, Gracias a los socios, a los voluntarios y a cada persona que ha aportado su granito de arena para que nuestra misión de construir un mundo más solidario, justo y participativo sea posible. Muchas gracias y feliz eid.